Amazon MP3 Clips

Fish

Loading...

Daily Calendar

domingo, 12 de septiembre de 2010

JORGE RAÚL PORCEL





















QUE LINDO ES RECORDAR!!!!!!!!!!!!

¿QUIEN FUE EL GORDO QUE NOS HIZO REÍR TANTO ?

Fue un actor y cantante argentino, considerado uno de los humoristas más importantes dentro del ambiente artístico de su país nacido el 7 de setiembre de 1936 en Buenos Aires Argentina

Desde joven se dedicó al humorismo, y en sus filmes junto a Alberto Olmedo (luego de trabajar juntos en el programa de TV "Operación Ja-Ja").

Quién no recuerda a el popular gordo Porcel uno de los dos mejores capo cómicos que tuve el gusto de ver ya sea por películas en cine o por los programas cómicos allá por la década del 70 -80 con su gran compinche para mi sin desmerecer al gordo el mejor cómico que yo haya visto en mis 40 años de vida que fue Alberto “el negro ” Olmedo ( de quién ya nos ocuparemos próximamente )

Sus comienzos en la radio

Sus primeras armas las realizó en el programa de radio La revista dislocada de Delfor donde tuvo como compañeros a Nelly Beltrán y Raúl Rossi.

Carrera como actor de TV

En 1965 formó parte de la primera encarnación de Operación Ja-Ja con los hermanos Gerardo Sofovich y Hugo Sofovich.

En 1972 se incorpora a la mesa de Polémica en el bar junto a otros actores como Javier Portales,Fidel Pintos, Juan Carlos Altavista y Adolfo García Grau. Ese mismo año hizo dupla por primera vez con Alberto Olmedo -algo que se repetiría muchísimas veces en el cine- para el programa Fresco y Batata.

A comienzos de la década de 1980 trabajó en dos programas que superaban los 60 puntos de rating: Polémica en el bar donde hizo una dupla memorable con Juan Carlos Altavista y también compartió la mesa con Javier Portales, Mario Sánchez, Julio de Grazia y Rolo Puente. Mientras tanto en Operación Ja-Ja reemplazó a Fidel Pintos para recrear un personaje a su medida el peluquero Don Mateo.

Tras años de éxito protagonizó -apoyado en un elenco pero donde él ya era la figura excluyente- programas como Operación Porcel, ¿Lo viste a Porcel? y El circo más gordo del mundo. Finalizando esa década, realizó el programa "Las gatitas y ratones de Porcel", donde se destacó por sus personajes: "El Rofo" -sátira del vendedor de periódicos "El Rafa"-, el Carnicero y la "Tota" -caricatura de una vecina porteña- junto al destacado cómico argentino Jorge Luz quien componía "La Porota". En 1990, y ya por Canal 9, intentó repetir el éxito con Las bebitas y bebotes de Porcel, de breve paso por la pantalla, que fue su último trabajo en la TV local.

Luego tuvo un parate y se mudó a los Estados Unidos donde realizó el programa A la cama con Porcel que tuvo gran éxito entre la comunidad latina de dicho país y en parte de Centroamérica.

[Carrera como actor de cine

Javier Portales, Jorge Porcel yAlberto Olmedo.

Su debut fue en 1962 con Disloque en Mar Del Plata pero su primer protagónico lo obtuvo en 1964 con la película El gordo Villanueva.

Su consolidación a nivel internacional se dio, sin lugar a dudas, de la mano con su famoso dúo realizado con Alberto Olmedo, uno de los más recordados en la televisión y el cine latinoamericano, a través de decenas de películas durante la década de los 70 y buena parte de los 80.

Eran habituales colaboraciones de los mismos actores invitados con papeles secundarios de diverso estilo, tales como Javier Portales, Mario Sánchez, Adolfo García Grau, Tincho Zabala, Moria Casán y Susana Giménez, con las que departieron en varias cintas. Algunos de ellos eran parte del elenco de programas televisivos que presentaron.

La temática era diversa, pero en general se caracterizaban por ser comedias livianas, con un alto contenido sexual (algunos semi desnudos femeninos) y dirigidas a un público adulto.

Ciertas películas (aunque eran propias de Olmedo o de Porcel por separado) contaban con apariciones breves de su compañero respectivo. Dicha situación tan particular hacía difícil asociar un actor sin la presencia del otro.

La mayoría fueron dirigidas por Gerardo Sofovich o por su hermano Hugo. Unas cuantas fueron por Enrique Carreras, sin que se perdiera la línea temática.

Ya en la década de 1980 hicieron películas con un tono más dirigido hacia la familia.

Luego de ser ensombrecido el estreno de su última cinta junto a Alberto Olmedo (“Atracción peculiar”) por el deceso de su compañero y amigo en marzo de 1988, Porcel decide asumir otro rol de vida.

Sin embargo, graba con la dirección habitual de Enrique Carreras la última película que realizaría en Argentina, llamada "El profesor punk". Fue estrenada oficialmente el 7 de julio de 1988, tan sólo 4 meses después del accidente que causó la muerte de Olmedo. Sobre el final se ve en pantalla una dedicatoria a su amigo.

Para el año de 1993, ya radicado en los Estados Unidos, intervino con un breve papel en el cine deHollywood personificando a "Saso" en la película Carlito's Way junto a Al Pacino. Ésta será su última película ya en esos años el problema de salud lo comenzaba a acusiar.

Carrera como actor de teatro

Debutó en la revista en 1966 y siempre se destacó en ese rubro en Buenos Aires y Mar Del Plata. Entre las muchas obras que protagonizó están: "El Maipo de gala" (1973), junto a Ethel Rojo, Alberto Olmedo y Adolfo García Grau; "En el Astros, las estrellas" (1975), con Susana Giménez, Tristán Díaz Ocampo y Vicente Rubino; "La revista nunca vista" (1978), con Ethel Rojo, Olmedo, Don Pelele, Juan Carlos Calabró; "La revista de las súper estrellas" (1981), junto a Moria Casán, Olmedo y Susana Giménez; "Seguimos rompiendo las olas" (1982), con libro y dirección de Hugo Sofovich con Casán, Olmedo y Portales; "Prohibida" (1983), junto a Olmedo, Patricia Dal y Mario Sapag

En 1974, Jorge Porcel encabezó un elenco que completaban Nélida Roca y Susana Giménez en el Teatro Astros que tuvo gran afluencia de público, La Revista de Oro que vendió 285 mil entradas.

Música

En el año 1980 grabó el disco de boleros "Puro Corazón". Jorge Porcel era un amante de la música y en sus programa cantaba boleros, como en "Las gatitas y ratones de Porcel" donde estaba habitualmente acompañado por el maestro Mike Rivas y en Lo viste a Porcel?. Con su personaje deDon Mateo participó de un disco del programa Operación Ja-Já cantando junto a Rolo Puente el éxito de Leo Dan: Libre, solterito y sin nadie.

Historieta

En la década de 1970 Cielosur Editora publicó varias revistas dedicadas a personajes de televisión, como Piluso, Minguito y el Gordo Porcel. Las aventuras del Gordo Porcel fue el título de la dedicada a Jorge. La trama consistía en que el Gordo se se metía en líos y confusiones varias, en el tiempo que le dejan las comilonas que le prepara su madre, con quien vive. Otros personajes habituales son su novia y su perro Banana, que tenía su propia historieta.

Cambio de rumbo

La muerte repentina y prematura de Olmedo marcó significativamente el rumbo en la vida de Porcel. Rodó un último film en Argentina (El Profesor Punk) y luego de esa película, decide radicar permanentemente en la ciudad de Miami, Estados Unidos en 1991, motivado inicialmente por una oferta para presentar un show nocturno de variedades para adultos en una cadena televisiva de esa nación.

Sus últimos años de vida

En 1995 y hasta sus últimos días de vida se convirtió al evangelismo, y llegó a oficiar como pastor. Incluso cuestionó duramente su vida anterior llena de excesos y lujos, admitiendo que el dinero y la popularidad es efímera, pero el calor y el cariño del público es eterno. Sinceramente creo que Porcel nunca debió arrepentirse como lo manifestó durante esa época de haber convivido en su vida artística con chicas bellas , muy voluminosas y de muy poca ropa porque fue parte de su éxito e indudablemente engrosó su cuenta bancaria

También para esos años creó un restaurant de comida argentina e italiana en Miami, llamado "A la pasta con Porcel", adornado con imágenes y caricaturas que recordaban su época como actor.

A finales de la década de 1990, la salud de Porcel se empezó a deteriorar. Probó sin éxito varias dietas, a lo que se sumó una diabetes que complicó su condición clínica.

"El gordo", como lo conocían en el mundo del espectáculo, sufrió durante varios años el mal de Parkinson y problemas de columna que lo obligaron a movilizarse en silla de ruedas. En diciembre de2005 había sido sometido a una operación de apéndice de la cual se había recobrado favorablemente.

En comunicado de prensa en 2006 el vocero oficial de la familia, Alberto Ávila, indicó: "Porcel ya había vendido un restaurante que poseía en Miami, y lo único que estaba haciendo era terminar una serie de libros sobre el evangelismo, Fé que profesaba".

Fallecimiento

Jorge Porcel falleció el martes 16 de mayo de 2006 a los 69 años, por una complicación de una operación de vesícula a la que había sido sometido. Sufrió un paro cardiorespiratorio en el Mercy Hospital de Miami.

Segün su vocero Ávila, Porcel murió a las 19:20 : "Jorge se había sobrepuesto a varias intervenciones a las que fue sometido anteriormente, pero su exceso de peso, que fue algo siempre bastante complejo, y la enfermedad de Parkinson lo habían hecho pasar por un momento complicado durante los últimos años de su vida (...), lo llevaron al desenlace final de un paro cardio respiratorio motivo de su fallecimiento", explicó Avila en exclusiva para Radio 10 de Argentina.

Sus restos fueron velados en Estados Unidos y luego trasladados a la Argentina para su inhumación en el panteón de actores del cementerio de la Chacarita.

Debido a su profesión de fe cristiana, la familia evitó la capilla ardiente del cementerio y efectuó una pequeña ceremonia de despedida en el Panteón de Actores celebrada por un pastor protestante.,

Filmografía

§ Carlito's Way (1993)

§ Se pudrió todo (1992)

§ En la cocina de Porcel (1990)

§ Como conquistar mujeres (1988)

§ El profesor punk (1988)

§ Atracción peculiar (1988)

§ Galería del terror (1987)

§ Los colimbas al ataque (1987)

§ Rambito y Rambón, primera misión (1986)

§ Los colimbas se divierten (1986)

§ Mírame la palomita (1985)

§ Sálvese quien pueda (1984)

§ Los reyes del sablazo (1984)

§ Los extraterrestres (1983)

§ Los fierecillos se divierten (1983)

§ Los fierecillos indomables (1982)

§ Un terceto peculiar (1982)

§ Amante para dos (1981)

§ Las mujeres son cosa de guapos (1981)

§ Te rompo el rating (1981)

§ Departamento compartido (1980)

§ A los cirujanos se les va la mano (1980)

§ Así no hay cama que aguante (1980)

§ Expertos en pinchazos (1979)

§ Custodio de señoras (1979)

§ Encuentros muy cercanos con señoras de cualquier tipo(1978)

§ Fotógrafo de señoras (1978)

§ El gordo catástrofe (1977)

§ Las turistas quieren guerra (1977)

§ Basta de mujeres (1977)

§ Los hombres sólo piensan en eso (1976)

§ El gordo de América (1976)

§ Maridos en vacaciones (1975)

§ Mi novia el... (1975)

§ Hay que romper la rutina (1974)

§ Los vampiros los prefieren gorditos (1974)

§ La casa del amor (1973)

§ Los doctores las prefieren desnudas (1973)

§ Hoy le toca a mi mujer (1973)

§ Los caballeros de la cama redonda (1973)

§ Pasión dominguera (no estrenada comercialmente - 1970)

§ Los debutantes en el amor (1969)

§ El bulín (1969)

§ Desnuda en la arena (1969)

§ Villa Cariño está que arde (1968)

§ Flor de piolas (1967)

§ Coche cama, alojamiento (1967)

§ Villa Cariño (1967)

§ Disloque en el presidio (1965)

§ El gordo Villanueva (1964)

§ Disloque en Mar del Plata (1962)

§

[Programas de TV

§ La piñata (1994) (sketch "La Tota y la Porota" junto a Jorge Luz)

§ A la cama con Porcel (1991)

§ Club de hombres (1990)

§ Las bebitas y bebotes de Porcel (1990)

§ Las gatitas y ratones de Porcel (1987) a (1990)

§ El circo más gordo del mundo (1986)

§ Operación Porcel (1985)

§ Lo viste a Porcel? (1984)

§ La peluquería de Don Mateo(1983)

§ Luz, cámara, acción (1981)

§ Porcel para todos (1980)

§ Desnudas (1977)

§ Porcelandia (1974)

§ Fresco y Batata (1973)

§ Polémica en el bar (1972) y (1983)

§ Operación Ja-Ja (1963) (sketch la peluquería de Fidel y polémica en el bar)

§ También participó en Jappening con Ja de Televisión Nacional de Chile en el segmento La Oficina, como el jefe de jefes, el Señor Petete.


ALGUNOS LINKS PARA VER VIDEOS DE ESTE EXCEPCIONAL COMEDIANTE

§http://www.youtube.com/watch?v=cbud1u2BBiI


http://www.youtube.com/watch?v=FUdxh400aCI

HUBO UN TIEMPO QUE FUE HERMOSO

Para el imaginario de buena parte de la clase media argentina, los '70 son años felices en los que había dinero en los bolsillos (cuando uno viene en caída libre, siempre estuvo más arriba en el pasado...). Cierto es que este curioso concepto de lo que es el Edén requiere, como condición necesaria, haber vivido dentro de un frasco en una de las épocas más sangrientas de nuestra historia, pero ese autismo es una característica congénita de lo que San Arturo Jauretche llamaba "el medio pelo".


El retorno del peronismo al poder en 1973 representó, entre otros cambios, una marcada redistribución de la riqueza, con aumentos de los salarios reales y pleno empleo. Cualquier obrero calificado (que entonces pertenecía a la clase media tanto como los comerciantes, profesionales y empleados de oficina) podía mandar a sus hijos a la universidad, tener casa y auto y veranear en Mar del Plata, en los hoteles de las entonces poderosas organizaciones sindicales. Y un obrero no calificado podía vivir dignamente y pensar que sus hijos seguramente tendrían una infancia mejor que la suya propia. Esto no significaba que no hubiera problemas: los había, y graves, pero todavía el peso de la crisis no recaía sobre las espaldas de las clases populares.


Esto no duró, porque entre el Rodrigazo de 1975 (un violento ajuste ideado por el Ministro de Economía de Isabel Perón, Celestino Rodrigo) y el golpe de estado de 1976 se borraron de un plumazo gran parte de las conquistas de las clases trabajadoras. Pero entre 1978 y 1981 la dictadura implementó una política de dólar artificialmente bajo, mantenida gracias al endeudamiento externo (cualquier semejanza con la convertibilidad revela que los argentinos podemos tropezar varias veces con la misma piedra). Fueron años de bonanza para el medio pelo: años en los que se podía ir a Miami o Brasil y consumir como desaforados, mientras la industria argentina se caía a pedazos, víctima de las importaciones baratas. Sólo bastaba con cruzar el espejo del que habla Charly García en "Canción de Alicia", de 1980, para ver una realidad de desaparecidos, presos políticos, torturas, censura y corrupciones mayúsculas, pero todavía pocos se animaban a hacerlo.


QUE SE PUEDE HACER SALVO VER PELÍCULAS


No sorprende a nadie, entonces, que si la gente tiene plata decida gastarla, y el cine es un buen lugar para hacerlo. Fue una gran época para el cine comercial argentino (Sandro, los Superagentes, Palito Ortega, el Leonardo Favio de NAZARENO CRUZ Y EL LOBO) y aún el cine más abiertamente político alcanzó impresionantes éxitos de taquilla (LA PATAGONIA REBELDE y la menos explícita JUAN MOREIRA, del propio Favio). Pero, salvo durante la breve primavera de 1972-73, fueron años de censura férrea. Cuando uno ve finales forzados o giros incoherentes en películas o series televisivas de la época debería tener en cuenta, por ejemplo, que no podía presentarse un adulterio con final feliz: el adúltero debía volver manso al redil conyugal, o sufrir el justo castigo (usualmente, una muerte accidental, que se interpretaba como un juicio moral acerca de su infidelidad).


Así las cosas, en 1973 los hermanos Gerardo y Hugo Sofovich, que ya llevaban diez años de éxito en la TV con "Operación Ja Ja" y "Polémica en el bar", decidieron dar el salto a la pantalla grande con dos de las estrellas que habían surgido de sus programas: Jorge Porcel y Alberto Olmedo.


En las películas que coprotagonizaron no se notan tanto las grandes diferencias que había entre los dos (aparte de la obvia asimetría física gordo - flaco). La razón principal es que la comicidad de Olmedo era básicamente televisiva. Habiendo trabajado varios años como técnico antes de aparecer frente a una cámara, el rosarino conocía todos los trucos, los ángulos de las tomas, las posturas. Su humor dependía de su capacidad de improvisación, de su conocimiento de qué cámara lo estaba tomando, de qué se veía y qué no se veía: jugaba con los límites de la TV, y muchas veces se burlaba del medio mismo, mostrando los bastidores, las costuras rotosas, los efectos visuales lamentables, la incompetencia de algunos de sus partenaires. En el cine, en cambio, se lo veía encorsetado, y lucía menos que Porcel, que pese a tener menos talento tenía un gran oficio y sabía hacer uso (y abuso) cómico de su obesa figura.


La línea argumental de sus películas es bastante tenue: en realidad es una excusa para enhebrar un gag tras otro, con mayor o menor fortuna según el filme. Hay una ley de antagonismo básico: hombres voraces versus mujeres físicamente exuberantes y bastante tontas. Los hombres están delineados en trazo grueso sobre el modelo de Isidoro Cañones: piolas que busca vivir bien sin trabajar, a menudo sacando tajada de la buena fe o la inocencia de los demás (visto hoy, resulta muy sugestivo ver cómo, en esa época, la cumbre de la viveza era tener whisky y cigarrillos entrados de contrabando). Las mujeres, por su parte, están a la caza de un millonario que les solucione de un golpe de tarjeta de crédito todas sus preocupaciones. El humor surge de la ineptitud de los personajes de Porcel y Olmedo para actuar como vivos de verdad: son dos perdedores que se niegan a reconocerse como tales. De modo que casi nunca hay consumación del sexo: un poco por la censura y otro poco porque el efecto cómico del fracaso es mayor.


Y el trasfondo de las películas es (salvo en "Las mujeres son cosa de guapos", que es un filme de época) una Buenos Aires nocturna donde los teatros de revistas, los restaurantes, los bares, los cafés, las discotecas están siempre a full. Donde los desvelos de uno no pasan por andar contando las monedas para el colectivo sino por conquistar a la vedette de cara de ángel y cuerpo infernal a la salida del teatro. En el fondo, lo que hacen estas películas es abrirnos una ventana nostálgica a una época que cada vez parece más lejana.


LA HISTORIA ESTA


La primera película del dúo, LOS CABALLEROS DE LA CAMA REDONDA, se estrenó el 22 de marzo de 1973. El libro era de los hermanos Sofovich, la dirección de Gerardo, y fue un éxito enorme - tanto que aún estaba en cartel cuando se estrenó la segunda, LOS DOCTORES LAS PREFIEREN DESNUDAS, el 13 de setiembre de ese año.


Entre 1974 y 1978, Olmedo y Porcel dejaron de trabajar con los Sofovich. Las películas se hicieron rutinarias, obvias, y ni siquiera se salvaban a base de oficio (salvo la muy buena MI NOVIA, ÉL..., de 1975, guión de Oscar Viale, con Olmedo solo, y con Susana Giménez haciendo de una mujer que debe disfrazarse de hombre para trabajar en un espectáculo nocturno).


En 1979 ambos vuelven con Hugo Sofovich y empieza la mejor época del dúo. Hugo (recientemente fallecido) era el libretista de Alberto Olmedo en la TV, y la persona que mejor supo sacarle el jugo a su talento. El regreso fue con EXPERTOS EN PINCHAZOS, y con ellos estaba una entonces infartante Moria Casán.


En 1980 actúa por primera vez el cuarteto Porcel - Olmedo - Susana Giménez - Moria. La obra es A LOS CIRUJANOS SE LES VA LA MANO y contiene la inmortal línea de diálogo "soy el doctor, que vengan las guachas".


La diferencia entre Porcel y Olmedo se ve en las películas que filmaron por separado en esa misma época (aunque siempre aparecía el otro haciendo un pequeño papel). Porcel hizo la obvia ASí NO HAY CAMA QUE AGUANTE y TE ROMPO EL RÁTING, una sátira de la TV con momentos brillantes (el mejor libro de Hugo Sofovich). Olmedo hizo dos películas a dúo con Tato Bores, DEPARTAMENTO COMPARTIDO y AMANTE PARA DOS, apuntando a un estilo de comedia más depurado, como las que hacía Ugo Tognazzi en Italia. El resultado no fue memorable, y uno se quedó con las ganas de ver a Olmedo exigiéndose un poco más. Talento le sobraba.


El 18 de junio de 1981 se estrenó LAS MUJERES SON COSA DE GUAPOS: la obra cumbre, el must. Porcel y Olmedo son dos peones que son reclutados por el caudillo Ignacio Malatesta (Javier Portales) para servirle de guapos. Estamos en 1930, era de fraude electoral, ollas populares y prostíbulos que son propiedad del comisario y el intendente. Susana Giménez es la novia de un político opositor que es asesinado por el matón del caudillo, y Moria Casán es la hija de un viñatero que sufre la usura de don Ignacio. Moria y Susana se meten en el cabaret del caudillo para tratar de resolver sus casos desde adentro, y deciden usar a los dos guapos para lograr sus fines. Los gags son a menudo brillantes y la película se pasa de un tirón. Hay una enorme cantidad de diálogos hilarantes; aquí va una lista no exhaustiva:



OLMEDO (después de que cuatro personas los trataran de cobardes): ¿Hasta cuándo vamos a dejar que nos traten así?


PORCEL: Yo hasta la sexta vez aguanto; más, no.


COMISARIO (después de que los guapos balearan en la oscuridad a una persona que estaba a punto de confesar que le habían dado cuatro documentos para que votara otras tantas veces): ¡Está muerto!


OLMEDO: ¡Qué barbaridad! ¡Seguramente un infarto!


COMISARIO: ¿Y el agujero?


PORCEL: ¡Y, un infarto con orificio de salida!


COMISARIO: ¿Y el ruido?


PORCEL: ¡Reventó la aorta!


FISCAL DEL OTRO PARTIDO: ¡Comisario, hay que hacer algo!


OLMEDO: ¡Eso! Hagamos un minuto de silencio.



DON IGNACIO (pidiéndole que le dé el pésame a la madre del político muerto): Decile algo.


PORCEL: Estee... ¿Hay algo pa' comer, señora?



(En una escena anterior, una de las mujeres que trabajan para otro de los guapos de Don Ignacio, El Chileno, le entregó a su fiolo ciento veintidós pesos. El Chileno le pregunta "¿Quién te dio dos pesos?" y la mujer responde "Uno que no tenía plata y me engañó". Luego Porcel y Olmedo se consiguen una prostituta que trabaja para ellos - Divina Gloria en su primer trabajo con Olmedo - y ella les trae lo que recaudó).


OLMEDO: acá está la plata. A ver... Ochenta con 50. Para la primera noche no está mal.


PORCEL: ¿Y quién le dio 50?


OLMEDO: Todos.



PORCEL (esperando turno en un prostíbulo): ¿Y vos, cuánto hace que no…?


OLMEDO: ¿Hoy qué es?


PORCEL: Martes.


OLMEDO: Mm... Catorce años.


PORCEL: ¿Catorce años? ¡Yo no sé cómo pudiste aguantar tanto!


OLMEDO: ¿Y vos?


PORCEL: Nueve años. (Pone cara de ensueño). Fue un sábado...



A esto podemos sumar que cambian las urnas de una votación y el partido de ellos gana 5715 a 0... O que, cuando en una vuelta de tuerca ambos terminan integrando una fórmula para la gobernación, Porcel hace un discurso en el que propone "cerrar las escuelas y dignificar las cárceles". Cuando le piden que explique semejante desatino, responde: "porque a la escuela no vamos a volver, pero a la cárcel vamos de cabeza..."


En 1982 Porcel se peleó con Hugo Sofovich y, a partir de ese momento, las películas del dúo contaron con el guión de Juan Carlos Mesa y la dirección de Enrique Carreras, probablemente el autor de la mayor cantidad de bodrios de la historia del cine mundial. Los argumentos se vuelven repetidos, sin sorpresa, y sólo algunos chispazos de tanto en tanto recuerdan antiguas glorias. La Argentina tampoco era la misma, 40 mil millones de dólares de deuda externa y una guerra perdida después. Tras unos primeros años de ilusión democrática, la primavera de Alfonsín se disuelve en un caos de obediencias debidas, sublevaciones militares, hiperinflación y patillas riojanas. Olmedo no vivió para ver la viveza criolla elevada a método de gobierno: había muerto el 6 de marzo de 1988 en Mar del Plata. Porcel también se murió pero todavía no le avisaron: se fue a vivir entre los gusanos de Miami y se convirtió al evangelismo.

SUSANA GIMÉNEZ CATEGORICA

"Porcel no era querido, era una mala persona"

La diva de los teléfonos abandonó su hermetismo y habló sobre su familia, sus parejas y sus enemigos. De paso, confesó el verdadero motivo detrás de la compra de su mascota: Jazmín.

01.08.2010 | 18:21 hs. · Fuente: Minuto Uno

Aquí esta el link

http://www.youtube.com/watch?v=UFfq-bvavIk

Emulando los lineamientos de las grandes cadenas internacionales, Alejandro Wiebe, más conocido como Marley, debutó con su ciclo de entrevistas en el que busca revelar los secretos de las figuras más representativas del ambiente. El primer turno, claro, fue el de Susana Giménez.

Con una combinación de videos de la época en la que la rubia comenzó con su carrera artística, planos de su living actual y el relato fluido de la protagonista, el ciclo abordó temáticas como la relación de la rubia con su familia, sus parejas y, de paso, disparó contra Jorge Porcel.


“Porcel no era querido, era una mala persona. Éramos compañeros, pero no amigos. No era buen compañero”, recordó la rubia que, si bien se negó a explicar los motivos de su afirmación, apuntó a la contraposición con la figura de Alberto Olmedo: “Con él era distinto, éramos amigos”.


El plano amoroso fue, sin lugar a dudas, otro gran momento de la noche. Aunque quedan pocos secretos por revelar, la rubia se encargó de hablar de tres de sus romances más comentados: Huberto Roviralta, Corcho Rodríguez y, claro, Carlos Monzón.


El boxeador fue el primero en ser recordado por la rubia que decidió no referirse a algunos otros aspectos de la relación anteriormente confesados, sino que optó por relatar una anécdota en donde, según ella misma cuenta, se plasma la esencia de la misma.


“Estábamos en Mar del Plata, pescando con mamá por la playa y vi un pingüino. Apenas lo vi, dije: ‘Qué lindo, qué tierno, cómo me gustaría tenerlo’. Apenas lo dije, me respondió: ‘¿Lo querés negra?’. Agarró una piedra y se la tiró por la cabeza, quedó medio tonto. ‘¡Yo lo quería vivo!’, le dije”, recordó Susana.


El turno de Roviralta fue, una vez más, uno de los más polémicos. Es que, tal como demuestra cada vez que se le pregunta sobre su ex marido, la rubia deja en claro que la relación de diez años no fue buena con una simple anécdota en la que, de paso, confesó el verdadero motivo detrás de la incorporación de Jazmín, su emblemático perro, a su vida. “ Tuve que comprarme a Jazmín –su mascota- porque él se pasaba todo el día con los caballos. Me ignoraba ”, recordó la rubia.


En tanto, y para deleite de Verónica Lozano, la rubia tuvo pocas pero sentidas palabras para describir su relación con Jorge “Corcho” Rodríguez, a quien conoció tras su escandaloso y millonario divorcio de Roviralta. “’Corcho’ fue uno de los hombres más importantes de mi vida”, aclaró.


En el plano familiar, la rubia no dudó a la hora de confesar que uno de los momentos más duros que vivió fue cuando su padre la envió durante tres años a un colegio pupilo. “Viví una buena infancia, trato de borrar todo lo malo y acordarme de las cosas buenas. Entre las malas, estuve pupila tres años en un colegio y mi padre fue muy estricto”, recordó.


La relación con su madre fue, también, otro recuerdo doloroso para Susana. “De papá era respetuosa, pero a mamá la pasaba por encima. De eso me arrepiento hasta el día de hoy. Cometía mucho con ella”, señaló.


Quizás la tensión entre ambas mujeres tenía como génesis la relación que su madre tenía con su hermano. “Nunca tuvimos una buena relación con mi hermano.Yo era muy celosa y él de chico era raro. Le costaba todo. Mi mamá lo apoyaba siempre a él”, finalizó la rubia.

¿Celos a Olmedo?

MUCHOS COINCIDEN QUE A PESAR DE CONFORMAR UNA PAREJA CÓMICA PERFECTA CON ALBERTO OLMEDO , EXISTIAN MUCHOS CELOS DE PORCEL A SU COMPAÑERO , POR EL COMPLEJO QUE SENTÍA POR MOMENTOS DE SU OBESIDAD ( AUNQUE ELLA LE SIRVIÓ PARA MARCAR CON LETRAS DE MOLDE SU PERSONAJE DE GORDITO SIMPÁTICO Y JUGUETÓN EN LA DISTINTAS ACTUACIONES CINEMÁTOGRÁFICAS) FUERA DE LOS ESCENARIOS VEÍA COMO SU COMPAÑERO TENÍA UN ÉXITO MAYOR CON LAS MUJERES QUE ÉL . ALGO QUE MUCHOS QUIENES FUERON SUS COMPAÑEROS AÑOS DESPUÉS DE SU MUERTE SIEMPRE LO MANIFESTARON.

Loque sí es indudable es que luego de aquella fatídica muerte de el negro en el caluroso verano de 1988 , Porcel como tantos actores y /o / actrices nunca pudieron superar la muerte de Olmedo no sólo en lo afectivo , más aún en lo artístico –

LAS GATITAS Y LOS RATONES DE PORCEL AÑOS 1988-89 -90

Tuvo al gordo conjuntamente con el actor Jorge Luz ( quién no recuerda el scketch la Tota y La Porota), Alberto Mendoza , Carlos Redondo , sumado a las esculturales Graciela Alfano , Sandra Villarruel , Mónica Guido ect un intento de seguir ya sin su compañero de siempre con este programa que tuvo un relativo éxito que nunca llegó a lo que de él se esperaba.

De allí su exilio en Miami .

ERA UN MAL PADRE???!!!

FAMILIARMENTE NUNCA APOYÓ A SU ÚNICO HIJO DE IGUAL NOMBRE CONOCIDO POR SU DIMINUTIVO -JORGITO - NEGANDÓLE EL SUBSTENTO ECONÓMICO E IMPIDIENDOLE SU INGRESÓ A LOS MEDIOS ARTÍSTICOS PORQUE SU HIJO TENÍA AMPLÍA VOCACIÓN POR SEGUIR LA CARRERA DE SU PADRE .HOY A CUATRO AÑOS DE LA MUERTE DE SUS PADRE JORGITO REALIZO ALGUNOS PROGRAMAS SIN MAYOR SUCESO COMO CONDUCTOR DE MAGAZINES DIFUNDIDOS EN DISCRETOS MEDIOS TELEVISIVOS ..

LO CONCRETO QUE COMO ACTOR NOS DELEITÓ EN AQUELLOS AÑOS DE NUESTRA ADOLESCENCIA CON SU HUMOR PICARESCO LEJOS DE LO QUE HOY VEMOS EN LA TV ARGENTINA O URUGUAYA DONDE LA “TINELIZACIÓN ”LE HA DADO UN VUELCO MUY NOCIVO AL ENTORNO , LA FARÁNDULA ESTA MUY POR ENCIMA DEL ESPECTACÚLO.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada